Cuando el cuerpo avisa de que tu pene corre peligro

peligros del pene

Por lo general, un hombre sabe qué tipo de cuidados dedicarle a su miembro viril. Una buena higiene, un poco de mimo, alguna visita a chicas como las de https://www.felinabcn.com/es, sexo placentero, visitas al médico cuando sea necesario…

Sin embargo, ¿conocemos los avisos que nos manda el cuerpo cuando algo no anda bien? Debemos saber que el cuerpo, en ocasiones, nos manda señales que no debemos ignorar bajo ningún concepto. Como, por ejemplo:

Erección permanente

Un pene que pasa erecto más de 4 horas, no puede estar bien. De hecho, esto recibe el nombre de “priapismo”, y se debe acudir lo más rápido posible a un médico especialista para que le ponga remedio.

Prepucio contraído

Un prepucio puede contraerse sin problema alguno, siempre y cuando luego recupere su forma. Pero, si esto no ocurre, y más aún, si existe dolor en la zona, no debes pensarlo antes de acudir a un médico.

Sarpullido

Es algo bastante habitual. En ocasiones, de hecho, puede deberse a un exceso de vello. O puede estar causado por culpa del sudor, el cual tiene tendencia a generar irritación. Aunque, de entrada, se trata de un problema bastante superficial, en algunos casos puede llegar a ser peligroso, por lo que conviene tenerlo vigilado.

Verrugas

¿Te ha pasado alguna vez? Esperamos que no. Las verrugas pueden aparecer por distintos factores, pero en ocasiones son una clara señal de que has contraído una enfermedad de transmisión sexual. Razón de más para que acudas a un médico en cuanto las encuentres.

Llagas

No te alarmes sin que un médico haya dado antes su opinión, pero el hecho de que aparezcan pequeños cortes en el cuerpo del pene o en el glande pueden ser avisos de problemas graves como el cáncer. Además, estas llagas son muy dolorosas y no permiten gozar de la práctica sexual. En definitiva: hay que acudir a un médico cuanto antes.

Como ves, cuidando bien de nuestros genitales también podremos descubrir si le pasa algo malo a nuestro cuerpo. Además, cuando surgen problemas como estos, el sexo se hace más difícil, por lo que ¿a qué esperas para cuidarte como debes? Ante cualquier preocupación o anomalía, acude al médico sin pensártelo dos veces.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *